lunes, 24 de octubre de 2011

Rashid Gibiatovich Nezhmetdinov (VII)

Nezhmetdinov no hizo una gran campaña en los años siguientes, algo así como la tormenta antes del Arco Iris, que para nuestro héroe fue el año 1954. Como ese año fue muy fructífero, y no me alcanzará una sola nota para cubrirlo, veamos primero (antes de ver la nota biográfica) una de las partidas más importantes, en cuanto a rivales se refiere.
Efim Petrovich Geller había jugado el famoso Torneo de Candidatos de Zurich el año anterior a esta partida, hecho que lograría repetir en el '56, '62, '65, '68 y '71, lo que de por sí habla de la gran fuerza de este magnifico Gran Maestro. En la siguiente partida, Geller consiguió una prometedora posición de la apertura, que después convirtió en un peligrosísimo ataque (gracias a un error "materialista" de Nezhmetdinov). Pero en el momento en el que la ventaja del GM era más que clara, empezó a cometer imprecisiones que le permitieron a Nezhmetdinov conseguir contrajuego. A partir de ahí, cuando la posición era altamente compleja, Nezhmetdinov se sintió como pez en el agua y así aprovechó nuevos errores provocados por el apuro de tiempo. En el final de la partida, podremos ver en acción su capacidad analítica en la posición aplazada.
Aunque la partida tiene muchos errores, es altamente emocionante y peleada, lo que la hace merecedora de un serio análisis (que hice lo mejor que puedo).

No hay comentarios: